fbpx

Párate a pensar un segundo. De todas las ofertas de empleo a las que has postulado últimamente, ¿a cuántas de ellas has enviado una carta de presentación además de tu CV?

Si es cierto que algunos reclutadores no tienen tiempo de pararse a leer una carta de presentación, y por eso es fundamental captar la atención con un CV atractivo, la carta de presentación también es importante.

En algunos casos, además de que puede ser imprescindible para la inscripción a una oferta, la carta de presentación puede ser la pieza decisiva para que te llamen o no para una entrevista de trabajo.

Entre las razones por las que merece la pena realizar una carta de presentación, destacan:

  1. Es la mejor forma de presentarte a la empresa tal y como eres. 

    En el CV añades tu experiencia académica y profesional, en la carta de presentación tus cualidades y tus inquietudes. Investiga sobre la cultura de la empresa a la que estás aplicando y remarca tus virtudes que más se asemejen a los de la compañía.

  2. Te permite enfatizar tus puntos fuertes. 

    La sinceridad es lo primero. Es muy importante que la información que aportes sea veraz y realista. Enumera todas las razones por las que consideras que la empresa debería contar contigo. Si la empresa no te llama es porque no era tu sitio.

  3. Puedes remarcar tu interés por la empresa. 

    Recoge toda la información posible de la firma a la que aplicas y cuenta cuáles son las razones por las que te ves trabajando allí. Demuestra que les conoces y que estás verdaderamente interesado en ellos.

  4. Es un método infalible para convencer a la empresa de que eres el candidato que buscan. 

    Haz saber a los reclutadores que eres el candidato que necesitan. No te limites a exponer tus cualidades planteándoles soluciones a sus necesidades de negocio.

Ya sea escrito en el cuerpo del mail o como un documento adjunto, redactar una carta de presentación es importantísimo para captar la atención de la compañía.  Y ahora no te faltarán razones para sentarte delante del ordenador y comenzar a redactar.